Cristina K prepara la guerra civil

Capítulo 15- La cuestión es que se ha descubierto que Cristina es una jefa del narcotráfico y del lavado de dinero y teme que al dejar el Gobierno termine en La Cárcel. Antes que eso, prefiere producir una masacre. Este es el plan A. Pero Cristina también tiene un plan B.

El plan A: Como lo venimos sosteniendo, armó, entrenó, financió y adoctrinó a infinidades de grupos de choque mercenarios, es decir que usan las armas contra el pueblo por alguna recompensa por dinero. Algunos de estos grupos son La Cámpora, Nuevo encuentro, Miles, de Delía, La Tupac Amaru de Milagro Sala, El Movimiento Evita, los barras bravas de los clubes agrupados todos en “Inchadas Unidas y Organizadas” que fueron al mundial y todo delincuente y criminal que ande suelto va a parar en las filas de los grupos mercenarios. Y hasta los presos más peligrosos encuentran un lugar al lado del kirchnerismo para escaparse de la Cárcel o salir antes de tiempo. El plan es que ante un levantamiento popular, largarlos a todos a enfrentar y masacrar al pueblo en las calles. Pero éste plan se le empezó a deshilachar, cuando se le cayó “el relato” que era la base del adoctrinamiento de los grupos mercenarios. “Contras las corporaciones”, cayó al aliarse con Chevron, las corporaciones mineras, etc. También el relato de “la década ganada” se convirtió en una década de desastre, con una desocupación y una pobreza creciente y una economía en caída libre. Parte de éste plan era y es perseguir, echar a los jueces y fiscales que mantienen su dignidad y liquidar el poder judicial, lo mismo que a los medios de comunicación y ponerlos a cubrir la corrupción escandalosa de Cristina. Y a los grupos mercenarios ponerlos a ocupar todos los organismos públicos, pagándoles sueldos que no bajan los 30.000 pesos mensuales, aunque sean una manga de ineptos. Existen 180 mil nuevos empleados públicos. Esos sueldos los pagamos todos los argentinos.

El Plan B: En caso que no pueda llevar adelante su siniestro plan de masacre, debido a que se le desperdigó su tropa a causa del desprestigio de La Jefa, o cuestiones políticas y económicas muy adversa, Cristina quiere mantener la inmunidad, para no ir presa cuando termine su mandato. Mandó hacer una ley a su medida: que los miembros del PARLASUR tengan inmunidad igual que los diputados, presentarse a ese cargo en las próximas elecciones y de esa manera estaría cubierta de ir a la cárcel. Pero con estas políticas Cristina está confesando abiertamente que es culpable de corrupción, narcotráfico, crímenes y lavado de dinero.


El MIJD propone que se la acuse de crímenes de lesa humanidad, por tantas personas muertas por la droga, y los asesinatos de los narcos contra las personas que los denuncian, para que la causa no fenezca y sea condenada a cadena perpetua con cárcel efectiva y sin el beneficio de la salida antes de tiempo.

About Ideas Comunitarias

Ideas Comunitarias
Recommended Posts × +