A 30 años de la Guerra de Malvinas


Ya han pasado 30 años del asesinato de más de 600 compatriotas argentinos que participaron, en muchos casos contra su voluntad de una guerra invocada por la ambición de poder de dos gobiernos: el británico de Margaret Thatcher y el argentino de Leopoldo Galtieri.
Si bien geográficamente, con evidencias de que pueblos aborígenes habitaron las islas, y como sucesión de España hay argumentos para establecer soberanía argentina sobre las mismas; en 1833 la Armada británica ocupó ilegitimamente las islas como parte del modelo imperialista de colonización desarrollado por las potencias europeas y por EEUU tras el "boom" de la Revolución Industrial. El Imperialismo necesitaba territorios para ser explotados, aumentar la producción y donde poner habitantes que consuman, fortaleciendo así el sistema capitalista.
Fue tras 149 años, en plena crisis económica, política y social en nuestro país; muerte, represión, desempleo, aumento de la deuda externa, inflación, y extrema pobreza, durante la cual el sangriento Gobierno Militar de Leopoldo Galtieri llamado "Proceso de Reorganización Nacional" (iniciado por Jorge Videla en 1976) encontró la excusa necesaria para interpelar al sentimiento patriótico del pueblo argentino. Así fue que el gobierno de facto convocó a la ocupación de las Islas Malvinas, con la vaga idea de distraer a los argentinos de las crisis económica y mantener así su gobierno, mediante el cual los traidores dictadores llenaban sus bolsillos principalmente através de préstamos del FMI. Una deuda externa que creció abruptamente, pero que no sirvió para financiar trabajo u obras, sino para alimentar la corrupción de unos pocos.
La Guerra en sí misma era algo difícil de sostener para un país en crisis. Sólo la emoción de la recuperación de las islas pudo obnubilar a parte de los argentinos, sin darse cuenta de que Gran Bretaña no cedería tan fácil, como lo hubiese deseado la Junta Militar. El gobierno británico también andaba con problemas económicos y políticos, por lo que responder con una guerra fue el motivo que Margaret Thatcher encontró para levantar su imagen y obtener la reelección en 1983. Ella sabía que nuestro país no estaba en condiciones económicas, técnicas, ni tecnológicas para hacerles frente. Rechazó cualquier intento de negociación y mediación de terceros, y mandó toda la Armada necesaria para aniquilar a 650 argentinos que valientemente lucharon contra dos frentes: los soldados británicos y contra el propio gobierno militar argentino; gobierno que no esperaba la reacción británica, y sin medios ni recursos, envió a una muerte segura a los soldados argentinos.

Que no se vuelva a repetir. Que la avaricia de poder no provoque guerras absurdas. Honor y Reconocimiento a los 650 caídos en Malvinas, a los muertos posguerra, a los sobrevivientes, a todos los veteranos de guerra, a sus familias. El Pueblo sabrá recuperar las Islas, sin derramamiento de sangre, cuando se llegué a un gobierno de los trabajadores.

About Prensa MIJD

Prensa MIJD
Recommended Posts × +